/ domingo 25 de agosto de 2019

Llegar puede ser fácil, permanecer es lo difícil

SER EL PRIMERO, NO ES MPORTANTE; SABER LLEGAR ES LO QUE CUENTA

Por P. Chava

Hay quienes llegan pronto, pero poco permanecen, y así, tendrán que ceder el lugar a los que no llegaron primero.

El hombre, busca a como dé lugar llegar a ser el primero; pero se olvida, que hay que aprender a llegar, para permanecer. Llegar, puede ser fácil, permanecer es lo difícil.

Por eso, no te detengas a la mitad del camino; pensando que ya llegaste, y que ya no te queda más por hacer. Porque mientras haya vida, aún tenemos camino que recorrer.

Pero no hay que olvidar, que esta vida es de paso. Y por eso mismo, todo lo que nos pasa, se pasa; se va lo malo y también lo bueno.

Por lo tanto, no nos engañemos al pensar que ya llegamos a la meta. Porque en esta vida no hay meta, solo hay camino, y por lo miso proyecto; y siempre, hay algo por esperar.

Por lo mismo, no hay que desgastarnos en ser los primeros; porque la vida es un constante aprendizaje para saber llegar a nuestra meta final.

Hoy, el Evangelio nos dice: que “los últimos serán los primeros”. Y esto, tal vez porque en esta vida, no hay primeros, ni últimos; y todos estamos en camino.

Por eso, los que creen que ya llegaron, tal vez serán los últimos en llegar.

Por todo esto, nunca dejemos de aprender de la vida; no nos preocupemos por ser los primeros. Es mejor, ocuparnos en alcanzar sabiduría, para saber cómo llegar.

SER EL PRIMERO, NO ES MPORTANTE; SABER LLEGAR ES LO QUE CUENTA

Por P. Chava

Hay quienes llegan pronto, pero poco permanecen, y así, tendrán que ceder el lugar a los que no llegaron primero.

El hombre, busca a como dé lugar llegar a ser el primero; pero se olvida, que hay que aprender a llegar, para permanecer. Llegar, puede ser fácil, permanecer es lo difícil.

Por eso, no te detengas a la mitad del camino; pensando que ya llegaste, y que ya no te queda más por hacer. Porque mientras haya vida, aún tenemos camino que recorrer.

Pero no hay que olvidar, que esta vida es de paso. Y por eso mismo, todo lo que nos pasa, se pasa; se va lo malo y también lo bueno.

Por lo tanto, no nos engañemos al pensar que ya llegamos a la meta. Porque en esta vida no hay meta, solo hay camino, y por lo miso proyecto; y siempre, hay algo por esperar.

Por lo mismo, no hay que desgastarnos en ser los primeros; porque la vida es un constante aprendizaje para saber llegar a nuestra meta final.

Hoy, el Evangelio nos dice: que “los últimos serán los primeros”. Y esto, tal vez porque en esta vida, no hay primeros, ni últimos; y todos estamos en camino.

Por eso, los que creen que ya llegaron, tal vez serán los últimos en llegar.

Por todo esto, nunca dejemos de aprender de la vida; no nos preocupemos por ser los primeros. Es mejor, ocuparnos en alcanzar sabiduría, para saber cómo llegar.

jueves 17 de octubre de 2019

¡Cristo es la Respuesta!        

domingo 13 de octubre de 2019

Un Camino hacia Dios

jueves 10 de octubre de 2019

¡Cristo es la Respuesta!

sábado 05 de octubre de 2019

Un camino hacia Dios

domingo 29 de septiembre de 2019

Un Camino hacia Dios

jueves 26 de septiembre de 2019

¡Cristo es la Respuesta!

domingo 22 de septiembre de 2019

Un Camino hacia Dios

jueves 19 de septiembre de 2019

¡Cristo es la Respuesta!

domingo 15 de septiembre de 2019

Un Camino

Cargar Más