/ miércoles 27 de noviembre de 2019

¡Advertencia! La Tierra, al borde de la catástrofe por CO2

La ONU urgió a quintuplicar reducción de emisiones de gases invernadero para evitar un clima destructivo

GINEBRA. El mensaje nunca fue tan alarmante: la ONU advirtió que el mundo ya no puede seguir aplazando las acciones radicales necesarias para reducir las emisiones de CO2 si quiere evitar una catástrofe climática.

Para mantener viva la esperanza de limitar el calentamiento a +1.5 o C -el objetivo ideal del Acuerdo de París-, habría que reducir anualmente las emisiones de gases de efecto invernadero de 7.6%, entre 2020 y 2030, según el informe anual del Programa de la ONU para el Medio Ambiente (PNUMA). Es decir, un recorte de 55% entre 2018 y 2030.

Cualquier aplazamiento más allá de 2020, pondría “rápidamente el objetivo de +1.5 o C fuera del alcance”.

E incluso para respetar la meta mínima de +2 o C respecto a la era preindustrial, habría que reducir las emisiones de 2.7% anual entre 2020 y 2030.

Foto Mauricio Huizar | El Sol de México

Pero estas emisiones, generadas en particular por las energías fósiles, aumentaron 1.5% anual en la última década y “no hay ninguna señal de que alcancen su techo en los próximos años”, subraya el PNUMA. En 2018, se emitió un nuevo récord de 55.3 gigatoneladas de CO2.

El mundo ya se calentó 1 o C, lo que llevó a la multiplicación de catástrofes climáticas. Los últimos cuatro años fueron los más cálidos jamás registrados.

Y cada medio grado adicional agravará el impacto de los desarreglos climáticos.

“Diez años de procrastinación climática nos condujeron a esta situación”, dijo Inger Andersen, directora del PNUMA.

EL PRECIO DE LA INACCIÓN

Según la ONU, si las emisiones siguen a este ritmo, el planeta se calentaría de 3.4 a 3.9 o C a finales de siglo. E incluso si los Estados firmantes del Acuerdo de París respetan sus compromisos de reducción de emisiones, el mercurio subirá 3.2 o C.

El PNUMA asegura que pese a todo todavía es posible permanecer bajo +2 o C e incluso +1.5 o C.

Por ello, los firmantes del Acuerdo de París deben triplicar sus ambiciones respecto al primer objetivo y multiplicarlos por 5 respecto al segundo.

Foto: Cuartoscuro

Y estos compromisos deben ser seguidos de acciones inmediatas.

Esta constatación “sombría” envía un mensaje claro pocos días antes de la conferencia sobre clima de la ONU (COP25) en Madrid, que se abrirá el 2 de diciembre.

“Este informe es un aviso contundente”, reaccionó la ministra española para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.

“Nos dice que las emisiones deben tocar techo en 2020, eso es pasado mañana (...) y empezar a descender de manera acelerada a partir de esa fecha. Por tanto la COP25 en Madrid tiene que ser un hito decisivo”, sostuvo Ribera en una declaración enviada a periodistas.

Una de cada seis muertes en el mundo está relacionada con la contaminación

Mientras que el Acuerdo de París prevé una revisión de las ambiciones de los Estados en la COP26 de Glasgow a finales de 2020, por ahora, sólo 68 países se comprometieron a ello, entre estos ninguno de los países más emisores de gases del G20, que aglutina el 78% de las emisiones del planeta.

Y si bien China, la UE e India -integrantes del G20-, van camino de cumplir sus compromisos iniciales de reducción de CO2, al menos siete miembros, entre estos Japón y Estados Unidos -que firmó su salida del Acuerdo-, no los respetarán.

GINEBRA. El mensaje nunca fue tan alarmante: la ONU advirtió que el mundo ya no puede seguir aplazando las acciones radicales necesarias para reducir las emisiones de CO2 si quiere evitar una catástrofe climática.

Para mantener viva la esperanza de limitar el calentamiento a +1.5 o C -el objetivo ideal del Acuerdo de París-, habría que reducir anualmente las emisiones de gases de efecto invernadero de 7.6%, entre 2020 y 2030, según el informe anual del Programa de la ONU para el Medio Ambiente (PNUMA). Es decir, un recorte de 55% entre 2018 y 2030.

Cualquier aplazamiento más allá de 2020, pondría “rápidamente el objetivo de +1.5 o C fuera del alcance”.

E incluso para respetar la meta mínima de +2 o C respecto a la era preindustrial, habría que reducir las emisiones de 2.7% anual entre 2020 y 2030.

Foto Mauricio Huizar | El Sol de México

Pero estas emisiones, generadas en particular por las energías fósiles, aumentaron 1.5% anual en la última década y “no hay ninguna señal de que alcancen su techo en los próximos años”, subraya el PNUMA. En 2018, se emitió un nuevo récord de 55.3 gigatoneladas de CO2.

El mundo ya se calentó 1 o C, lo que llevó a la multiplicación de catástrofes climáticas. Los últimos cuatro años fueron los más cálidos jamás registrados.

Y cada medio grado adicional agravará el impacto de los desarreglos climáticos.

“Diez años de procrastinación climática nos condujeron a esta situación”, dijo Inger Andersen, directora del PNUMA.

EL PRECIO DE LA INACCIÓN

Según la ONU, si las emisiones siguen a este ritmo, el planeta se calentaría de 3.4 a 3.9 o C a finales de siglo. E incluso si los Estados firmantes del Acuerdo de París respetan sus compromisos de reducción de emisiones, el mercurio subirá 3.2 o C.

El PNUMA asegura que pese a todo todavía es posible permanecer bajo +2 o C e incluso +1.5 o C.

Por ello, los firmantes del Acuerdo de París deben triplicar sus ambiciones respecto al primer objetivo y multiplicarlos por 5 respecto al segundo.

Foto: Cuartoscuro

Y estos compromisos deben ser seguidos de acciones inmediatas.

Esta constatación “sombría” envía un mensaje claro pocos días antes de la conferencia sobre clima de la ONU (COP25) en Madrid, que se abrirá el 2 de diciembre.

“Este informe es un aviso contundente”, reaccionó la ministra española para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.

“Nos dice que las emisiones deben tocar techo en 2020, eso es pasado mañana (...) y empezar a descender de manera acelerada a partir de esa fecha. Por tanto la COP25 en Madrid tiene que ser un hito decisivo”, sostuvo Ribera en una declaración enviada a periodistas.

Una de cada seis muertes en el mundo está relacionada con la contaminación

Mientras que el Acuerdo de París prevé una revisión de las ambiciones de los Estados en la COP26 de Glasgow a finales de 2020, por ahora, sólo 68 países se comprometieron a ello, entre estos ninguno de los países más emisores de gases del G20, que aglutina el 78% de las emisiones del planeta.

Y si bien China, la UE e India -integrantes del G20-, van camino de cumplir sus compromisos iniciales de reducción de CO2, al menos siete miembros, entre estos Japón y Estados Unidos -que firmó su salida del Acuerdo-, no los respetarán.

Policiaca

Suman 11 muertos en San Luis Potosí por ataques armados

En menos de 36 horas múltiples ejecuciones a plena luz del día en la capital potosina y en Soledad

Local

Médicos potosinos revolucionan la atención de sus pacientes

Usan videollamadas y apps de mensajería para diagnosticar y recetar a los enfermos

Local

(Video) Bajada de agua y granizo inunda Santa María del Río

“Es un río de hielo”, afirma el alcalde en video. La corriente se llevó camioneta repartidora de Lala

Local

Denuncian extorsiones hacia dueños de "autos chocolate"

En los últimos 15 días se han instalado retenes que detienen a los propietarios de vehículos de procedencia extranjera

Sociedad

Queman presidencia en Chiapas tras aumento de muertos por Covid-19

Comuneros aseguran que tras la sanitización los casos de defunciones incrementaron

Mundo

Parlamentos Latinoamericanos buscan soluciones para enfrenar crisis por Covid-19

Los Parlamentos de toda la región, tienen que encarar los desafíos que dejará la pandemia

Deportes

Pilotos contentos con su participación en la Súper Copa eSport

Los drivers del HO Speed Racing añoran volver a las pistas más importantes del país

Deportes

Otro doblete de Joss Garfias en F4e-Series

Aunque el potosino Joss Garfias se ha apuntado cuatro triunfos al hilo, el líder sigue siendo Noél León

Local

Feria Virtual del Empleo se extiende: STPS

La gran demanda de buscadores de empleo en SLP generó que el evento se extendiera por un día más, pues es una oportunidad para aquellos que se vieron afectados por la emergencia sanitaria