/ jueves 13 de agosto de 2020

Azota el Covid-19 la industria del vestido, caen 60% sus ventas

La compra de trajes nupciales y de quince años, es casi nula, al no haber eventos formales

En pleno semáforo rojo por la pandemia Covid-19, la industria de la vestimenta nupcial y de fiesta, ha tenido un declive de más del 60 % en sus ventas.

En un recorrido realizado en las principales boutiques de vestidos de novia y XV años de la capital, locatarios y empleados expusieron su preocupación por el desplome significativo de su percepción monetaria, pues al no haber recepciones, ni eventos formales para celebraciones de matrimonios, la compra de vestidos ha sido casi nula.

Y es que como lo indica el semáforo rojo, en estos momentos es cuando más riesgo epidemiológico hay, por ello para transitar hacia una nueva normalidad, es necesario un sistema de monitoreo para la regulación del uso del espacio público como el uso del semáforo, en el que hoy sólo se permiten las actividades económicas esenciales, lo que ha impedido se abran este tipo de comercios para continuar sus labores de venta.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

Claudia González, empleada de una tienda de vestidos de novia y smoking, refirió que ha sido una etapa muy difícil para los comerciantes de este rubro, “todos estamos afectados, no hay dinero y mucho menos ventas. La mayoría de las bodas se han pospuesto o se realizan sólo por el civil. Debido a los cuidados que como ciudadanos debemos mantener, las reuniones se han dejado a un lado para muchos, entonces las grandes recepciones nupciales se han cancelado ocasionando que las novias no adquieran la vestimenta necesaria para ese gran momento”.

“Aunque sabemos que muchas bodas se realizan enteramente en privacidad, la compra de vestidos de novia ha bajado considerablemente, nosotros hemos tenido una pérdida del 65% de nuestra entrada económica”.

“Hemos despedido a compañeros, nos quedamos con los esenciales y aún así cuesta sacar los sueldos y hasta el pago de la renta del local. Nos mantenemos de rentar trajes y vestidos simples de novia para las ceremonias civiles, pero no es lo mismo”, puntualizó.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

En el estado existen un total de 142 establecimientos formales que se dedican a la venta de vestidos de novia, XV años y gala. De estos ninguno se mantiene abierto, y la mayoría sólo atienden a su clientela por separado y con cita previa.

De ellos se calcula que un 20 por ciento ha tenido que cerrar definitivamente, como es el caso de Novias Trend, local ubicado en una de las avenidas más importantes del Centro Histórico de la capital, misma que ha puesto la mayoría de su mercancía en rebaja para poder sortear los gastos y deudas acumuladas durante esta pandemia.

Marta Jaramilo, dueña de este local y originaria del estado de Guadalajara, comentó que ha sido una temporada triste y difícil para quienes se dedican a la industria del vestido y los eventos especiales.

“Tenemos que empezar de cero. Perdimos más del 80 por ciento de nuestra inversión y creemos que es momento de decir adiós antes de que esta crisis acabe con lo poco que pudimos construir. He sido paciente, nos apegamos a las indicaciones del Ayuntamiento Municipal, no abrimos, cerramos y nos mantenemos en casa, pero la situación cada vez es más dura. Ahora las parejas no se casan, y si llegan hacerlo no invierten demasiado por las mismas razones. Quien se casa prefiere rentar un vestido de fiesta y un traje, ya no compran el vestido y pues para nosotros es pérdida”.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

De igual forma refiere que los eventos de quince años han cesado un poco, pero que es lo que al último les permitió poder dar el paso de cerrar y liquidar el pago de renta de su local, “Aunque mucha gente lo niegue, se siguen realizando algunos eventos, muy privados pero los hay, sobre todo quince años”.

“Y bueno, afortunadamente eso fue lo que nos permitió liquidar empleados y por supuesto pagar la renta del local. Pero igual, no es la misma cantidad de venta que teníamos antes de este problema sanitario”.

Al mes una boutique especializada en la renta, venta y confección de vestidos para novias y XV años, podía llegar a vender mínimo unos 5 vestidos al mes, de precios que oscilaban los 13 a 30 mil pesos., sin contar los vestidos de fiesta o gala que llegaban a comercializar para otros eventos especiales.

Hoy muchos de estos negocios se mantienen de los ahorros y sólo con el personal necesario, y según lo mencionan el costo de los vestidos ha bajado a más de la mitad de su costo.

Ciertamente, esta pandemia ha cobrado factura a las personas que viven de la industria del vestido, que además de enfrentar la falta de clientela, sortean una crisis económica que ha golpeado severamente a la población que ahora, busca sólo lo esencial para llevar a cabo la formalidad de su matrimonio o evento, sin gastos ni excentricidades, sin lujos ni vestidos fastuosos de novia.

En pleno semáforo rojo por la pandemia Covid-19, la industria de la vestimenta nupcial y de fiesta, ha tenido un declive de más del 60 % en sus ventas.

En un recorrido realizado en las principales boutiques de vestidos de novia y XV años de la capital, locatarios y empleados expusieron su preocupación por el desplome significativo de su percepción monetaria, pues al no haber recepciones, ni eventos formales para celebraciones de matrimonios, la compra de vestidos ha sido casi nula.

Y es que como lo indica el semáforo rojo, en estos momentos es cuando más riesgo epidemiológico hay, por ello para transitar hacia una nueva normalidad, es necesario un sistema de monitoreo para la regulación del uso del espacio público como el uso del semáforo, en el que hoy sólo se permiten las actividades económicas esenciales, lo que ha impedido se abran este tipo de comercios para continuar sus labores de venta.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

Claudia González, empleada de una tienda de vestidos de novia y smoking, refirió que ha sido una etapa muy difícil para los comerciantes de este rubro, “todos estamos afectados, no hay dinero y mucho menos ventas. La mayoría de las bodas se han pospuesto o se realizan sólo por el civil. Debido a los cuidados que como ciudadanos debemos mantener, las reuniones se han dejado a un lado para muchos, entonces las grandes recepciones nupciales se han cancelado ocasionando que las novias no adquieran la vestimenta necesaria para ese gran momento”.

“Aunque sabemos que muchas bodas se realizan enteramente en privacidad, la compra de vestidos de novia ha bajado considerablemente, nosotros hemos tenido una pérdida del 65% de nuestra entrada económica”.

“Hemos despedido a compañeros, nos quedamos con los esenciales y aún así cuesta sacar los sueldos y hasta el pago de la renta del local. Nos mantenemos de rentar trajes y vestidos simples de novia para las ceremonias civiles, pero no es lo mismo”, puntualizó.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

En el estado existen un total de 142 establecimientos formales que se dedican a la venta de vestidos de novia, XV años y gala. De estos ninguno se mantiene abierto, y la mayoría sólo atienden a su clientela por separado y con cita previa.

De ellos se calcula que un 20 por ciento ha tenido que cerrar definitivamente, como es el caso de Novias Trend, local ubicado en una de las avenidas más importantes del Centro Histórico de la capital, misma que ha puesto la mayoría de su mercancía en rebaja para poder sortear los gastos y deudas acumuladas durante esta pandemia.

Marta Jaramilo, dueña de este local y originaria del estado de Guadalajara, comentó que ha sido una temporada triste y difícil para quienes se dedican a la industria del vestido y los eventos especiales.

“Tenemos que empezar de cero. Perdimos más del 80 por ciento de nuestra inversión y creemos que es momento de decir adiós antes de que esta crisis acabe con lo poco que pudimos construir. He sido paciente, nos apegamos a las indicaciones del Ayuntamiento Municipal, no abrimos, cerramos y nos mantenemos en casa, pero la situación cada vez es más dura. Ahora las parejas no se casan, y si llegan hacerlo no invierten demasiado por las mismas razones. Quien se casa prefiere rentar un vestido de fiesta y un traje, ya no compran el vestido y pues para nosotros es pérdida”.

Alejandra Ruiz | El Sol de San Luis

De igual forma refiere que los eventos de quince años han cesado un poco, pero que es lo que al último les permitió poder dar el paso de cerrar y liquidar el pago de renta de su local, “Aunque mucha gente lo niegue, se siguen realizando algunos eventos, muy privados pero los hay, sobre todo quince años”.

“Y bueno, afortunadamente eso fue lo que nos permitió liquidar empleados y por supuesto pagar la renta del local. Pero igual, no es la misma cantidad de venta que teníamos antes de este problema sanitario”.

Al mes una boutique especializada en la renta, venta y confección de vestidos para novias y XV años, podía llegar a vender mínimo unos 5 vestidos al mes, de precios que oscilaban los 13 a 30 mil pesos., sin contar los vestidos de fiesta o gala que llegaban a comercializar para otros eventos especiales.

Hoy muchos de estos negocios se mantienen de los ahorros y sólo con el personal necesario, y según lo mencionan el costo de los vestidos ha bajado a más de la mitad de su costo.

Ciertamente, esta pandemia ha cobrado factura a las personas que viven de la industria del vestido, que además de enfrentar la falta de clientela, sortean una crisis económica que ha golpeado severamente a la población que ahora, busca sólo lo esencial para llevar a cabo la formalidad de su matrimonio o evento, sin gastos ni excentricidades, sin lujos ni vestidos fastuosos de novia.

Local

Don Atilano a sus 86 años, solo gana 20 pesitos al día para sobrevivir

Es un señor que diariamente se le ve en la calle tratando de vender sus paletas; debido a su edad no le dan oportunidad de laborar en trabajos formales

Local

“Mijis” anuncia que tiene cáncer: "Chambearé hasta mi último gramo de vida"

El diputado sin partido Pedro César Carrizales no especificó las condiciones de la cirugía ni el tipo de cáncer que padece

Finanzas

Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado se queda sin dinero

El organismo tiene "graves retos", dice Jaime Cárdenas quien dejará la Dirección

Mundo

China lleva su programa de campos de trabajo al Tíbet

Instala a campesinos en centros de formación tipo militar, muestran informes

Sociedad

Covid-19: a seis meses de la sana distancia

Analistas, académicos y organismos internacionales reprueban las medidas del Gobierno federal en el manejo de la pandemia

Finanzas

Elon Musk promete baterías más baratas para autos eléctricos

El CEO de Tesla dice que la nueva generación de baterías dará cinco veces más energía

Mundo

Republicanos despejan camino para votar por candidato de Trump a la Corte

Como ejemplo citan lo que ocurrió en 2016 cuando el expresidente Barack Obama intentó votar al sucesor de Antonin Scalia meses antes de la elección

Sociedad

En riesgo, tratado de agua México-EU: SRE

EU podría renunciar al acuerdo de 1944 y dejar sin regulación la repartición en los ríos Bravo y Colorado