/ viernes 24 de abril de 2020

Descifran los secretos genéticos del Covid-19

En entrevista con El Sol de México, dos investigadores platicaron cómo lograron su descubrimiento

La ciencia mexicana logró descifrar cómo está construido en su genética el virus que provoca Covid-19 entre los mexicanos y para hacerlo dos de las personas que se contagiaron en el viaje para esquiar junto al grupo de empresarios mexicanos en Vail, Estados Unidos, se convirtieron en centrales para conocer a este enemigo.

En la secuencia que se logra en los laboratorios de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) e institutos nacionales se observa, mes y medio después, que una persona que nunca tuvo contacto con ellos, que incluso desconoce dónde está ese centro de distracción de la elite mexicana en Colorado, se contagió de la misma cepa del virus.

“Con la información genómica tenemos la seguridad de que esa cepa que tiene este paciente es la misma que trajeron de Vail”, relata Alejandro Sánchez, investigador del Instituto de Biotecnología de la UNAM que participó en el grupo interdisciplinario que en tan sólo dos meses pudo descifrar el genoma que tiene al país en emergencia sanitaria.

Esa cepa encontrada en esas tres personas podría haber ocasionado la muerte del presidente de la Bolsa Mexicana de Valores, Jaime Ruiz Sacristán, el pasado 12 de abril, y contagió a José Kuri Harfusch, miembro del Grupo Inbursa, ambos compartieron en ese viaje por Colorado.

En febrero de este año, luego de que se conoció de la expansión de Covid-19 en el mundo un grupo de investigadores que han colaborado desde 2011 en temas como la epidemia de influenza H1N1 y más tarde de Chikungunya iniciaron los contacto para trabajar en este proyecto para descifrar el genoma del coronavirus.

Para cuando el primer caso de Covid-19 llegó a México en febrero el grupo de especialistas de los institutos de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos, el Nacional de Enfermedades Respiratorias, el IMSS, el Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición, así como la UNAM, se contactaron con algunos científicos que laboran en la Universidad de Oxford.

El primer caso que identificaron para hacer la secuenciación fue el del mexicano que había viajado a Italia y se iniciaron los trabajos en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias.

Dos muestras más se tomaron de una de las parejas pareja que viajaron a esquiar a Vail junto a los empresarios y representantes bancarios mexicanos. A su regreso esa pareja contagió a su hijo y el niño se convirtió en el primer caso de contagio local en el país.

La confirmación de ese proceso se da al ubicar a la persona que nunca tuvo contacto con esa familia pero, que en otro lugar, que desconocen los investigadores, se le realizó la prueba y se le encontró la misma cepa del virus.

Este es el ejemplo claro de porqué se convierte en central guardar la medida de Sana Distancia, pero también de la importancia de las pruebas diagnósticas.

Por no cumplir la disposición de ¡Qué date en Casa!, en este momento en México hay un crecimiento muy rápido en los contagios del coronavirus. Ello hace estimar que por cada persona infectada al cabo de un mes, de 21 días, podría infectar a casi 400 personas más, dijo el investigador del Instituto de Biotecnología.

El investigador señaló que el número de personas diagnósticadas “no son suficientes para darnos cuenta de la realidad que existe en el país. Estimamos que con lo que se ha dicho realmente estaríamos cerca de los 90 mil casos reales, aunque sólo tenemos diagnosticado 11 mil”.

Esta situación es “grave” debido a que al final “a mayor número de infectados habrá un mayor número de contactos y mayores posibilidades de disipación del virus y de contagios en el país”. Es por ello que es importante quedarse en casa.

El estudio de comportamiento del virus ha podido determinar “existe una ventana de entre 14 y 21 días para que la infección se interrumpa, pero eso solamente se lograría si tuviéramos 90 por ciento de los mexicanos quedándose en casa; pero como eso no se logra, a finales de cuenta, en una cuenta muy rápida por cada persona infectada al cabo de un mes, de 21 días, podría infectar a casi 400 personas”.

El problema es que si se revisan las cifras de confinamiento sólo 65% de la población ha acatado esta disposición y por lo tanto habrá más infección.

Una vez que los científicos tuvieron las muestras de diez pacientes que presentaron la sintomatología y que tenían antecedentes de viaje se sometió a pruebas para identificar el comportamiento de su RNA y de los mecanismos que utiliza, a través de proteínas.

Al ser un virus estable, poco mutante es bueno para el desarrollo de posibles medicamentos y vacunas, dice Carlos Arias, investigador de la UNAM y quien también participa en el grupo interdisciplinario.

Significa también que no es tan fácil de cambiar y convertirlo aún en más virulento, contagioso, resistentes, antiviral.

“Si el virus es estable, nos dice que una vacuna que se haga en su contra podrá lograr durante varios años, cuando menos más tiempo que lo que dura una vacuna de influenza que hay que estarla cambiando cada año. Esta estabilidad que muestra el genoma del virus es una buena noticia", explica.

La ciencia mexicana logró descifrar cómo está construido en su genética el virus que provoca Covid-19 entre los mexicanos y para hacerlo dos de las personas que se contagiaron en el viaje para esquiar junto al grupo de empresarios mexicanos en Vail, Estados Unidos, se convirtieron en centrales para conocer a este enemigo.

En la secuencia que se logra en los laboratorios de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) e institutos nacionales se observa, mes y medio después, que una persona que nunca tuvo contacto con ellos, que incluso desconoce dónde está ese centro de distracción de la elite mexicana en Colorado, se contagió de la misma cepa del virus.

“Con la información genómica tenemos la seguridad de que esa cepa que tiene este paciente es la misma que trajeron de Vail”, relata Alejandro Sánchez, investigador del Instituto de Biotecnología de la UNAM que participó en el grupo interdisciplinario que en tan sólo dos meses pudo descifrar el genoma que tiene al país en emergencia sanitaria.

Esa cepa encontrada en esas tres personas podría haber ocasionado la muerte del presidente de la Bolsa Mexicana de Valores, Jaime Ruiz Sacristán, el pasado 12 de abril, y contagió a José Kuri Harfusch, miembro del Grupo Inbursa, ambos compartieron en ese viaje por Colorado.

En febrero de este año, luego de que se conoció de la expansión de Covid-19 en el mundo un grupo de investigadores que han colaborado desde 2011 en temas como la epidemia de influenza H1N1 y más tarde de Chikungunya iniciaron los contacto para trabajar en este proyecto para descifrar el genoma del coronavirus.

Para cuando el primer caso de Covid-19 llegó a México en febrero el grupo de especialistas de los institutos de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos, el Nacional de Enfermedades Respiratorias, el IMSS, el Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición, así como la UNAM, se contactaron con algunos científicos que laboran en la Universidad de Oxford.

El primer caso que identificaron para hacer la secuenciación fue el del mexicano que había viajado a Italia y se iniciaron los trabajos en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias.

Dos muestras más se tomaron de una de las parejas pareja que viajaron a esquiar a Vail junto a los empresarios y representantes bancarios mexicanos. A su regreso esa pareja contagió a su hijo y el niño se convirtió en el primer caso de contagio local en el país.

La confirmación de ese proceso se da al ubicar a la persona que nunca tuvo contacto con esa familia pero, que en otro lugar, que desconocen los investigadores, se le realizó la prueba y se le encontró la misma cepa del virus.

Este es el ejemplo claro de porqué se convierte en central guardar la medida de Sana Distancia, pero también de la importancia de las pruebas diagnósticas.

Por no cumplir la disposición de ¡Qué date en Casa!, en este momento en México hay un crecimiento muy rápido en los contagios del coronavirus. Ello hace estimar que por cada persona infectada al cabo de un mes, de 21 días, podría infectar a casi 400 personas más, dijo el investigador del Instituto de Biotecnología.

El investigador señaló que el número de personas diagnósticadas “no son suficientes para darnos cuenta de la realidad que existe en el país. Estimamos que con lo que se ha dicho realmente estaríamos cerca de los 90 mil casos reales, aunque sólo tenemos diagnosticado 11 mil”.

Esta situación es “grave” debido a que al final “a mayor número de infectados habrá un mayor número de contactos y mayores posibilidades de disipación del virus y de contagios en el país”. Es por ello que es importante quedarse en casa.

El estudio de comportamiento del virus ha podido determinar “existe una ventana de entre 14 y 21 días para que la infección se interrumpa, pero eso solamente se lograría si tuviéramos 90 por ciento de los mexicanos quedándose en casa; pero como eso no se logra, a finales de cuenta, en una cuenta muy rápida por cada persona infectada al cabo de un mes, de 21 días, podría infectar a casi 400 personas”.

El problema es que si se revisan las cifras de confinamiento sólo 65% de la población ha acatado esta disposición y por lo tanto habrá más infección.

Una vez que los científicos tuvieron las muestras de diez pacientes que presentaron la sintomatología y que tenían antecedentes de viaje se sometió a pruebas para identificar el comportamiento de su RNA y de los mecanismos que utiliza, a través de proteínas.

Al ser un virus estable, poco mutante es bueno para el desarrollo de posibles medicamentos y vacunas, dice Carlos Arias, investigador de la UNAM y quien también participa en el grupo interdisciplinario.

Significa también que no es tan fácil de cambiar y convertirlo aún en más virulento, contagioso, resistentes, antiviral.

“Si el virus es estable, nos dice que una vacuna que se haga en su contra podrá lograr durante varios años, cuando menos más tiempo que lo que dura una vacuna de influenza que hay que estarla cambiando cada año. Esta estabilidad que muestra el genoma del virus es una buena noticia", explica.

Local

Dos defunciones y ocho casos activos de Covid-19 en penales potosinos

Doce más se mantienen asintomáticos, este grupo tiene una vigilancia médica de tres veces al día de manera individual, detalló el doctor Miguel Ángel Lutzow

Local

Zoológico de Mexquitic abre sus puertas

Se pide el uso de cubrebocas en espacios compartidos y mantener la distancia de 1.5 metros entre los asistentes

Municipios

Se descarrilan seis tolvas en tramo Canoas-Tamasopo

Los primeros reportes señalan que en este percance no hubo heridos, solo daños, pero se desconoce cuáles fueron las causas de este suceso

Local

Abogados no son ajenos al T-MEC: Martín Vaca

Deben certificarse. Adecuación en leyes armonizan marco legal entre países involucrados

Local

Exigen agua al Interapas, en San Juan de Guadalupe

Bloquearon avenida Himno Nacional. Interapas anuncia que terminó reparación del acueducto de El Realito

Policiaca

Lo capturan por ataque en la colonia Julián Carrillo

Se trata de Keiner N. de 26 años de edad, del que se investiga su probable participación en el delito de lesiones con un arma de fuego a personas que se encontraban en la zona

Municipios

Se descarrilan seis tolvas en tramo Canoas-Tamasopo

Los primeros reportes señalan que en este percance no hubo heridos, solo daños, pero se desconoce cuáles fueron las causas de este suceso

Local

Reiteran llamado al gobernador sobre ratificación de magistrados

"Deben ser abogados con amplia experiencia en la función jurisdiccional o en el litigio", consideró el presidente del Colegio Potosino de Abogados, Ramón Reyna Estrada

Local

Dos defunciones y ocho casos activos de Covid-19 en penales potosinos

Doce más se mantienen asintomáticos, este grupo tiene una vigilancia médica de tres veces al día de manera individual, detalló el doctor Miguel Ángel Lutzow