imagotipo

ENTORNO EMPRESARIAL

ESCAPARATES PARA EL COMERCIO ELECTRÓNICO

En el mundo del ciberespacio, nos encontramos con que los anunciantes son principalmente productores y oferentes de servicios, pero los comercializadores pequeños o medianos rara vez aparecen.

Por este motivo una de las inquietudes fundamentales que tienen las empresas tradicionales hoy en día es la definición de la estrategia que deben seguir para hacer uso de Internet en sus negocios. Una gran cantidad de empresas se encuentran en una posición relativamente pasiva.

Ante esta realidad se hacen campañas para fortalecer el uso del comercio electrónico, tal es el caso del “Hot sale”, el cual contribuye a tener más confianza en esta forma de comercio que se va extendiendo y contribuir al mercado interno.

La clave está en visualizar las oportunidades que ofrece Internet para efectuar cambios significativos en los procesos y actividades relacionados fundamentalmente con el abastecimiento, producción, distribución, marketing y ventas de productos y servicios.

En la actualidad el quedarse indiferente a los adelantos y herramientas de comercialización puede costar dinero.

En este mundo del ciberespacio, nos encontramos con que los anunciantes son principalmente productores y oferentes de servicios, pero los comercializadores pequeños rara vez aparecen.

La importancia de contar con más escaparates para los productos de esta magnitud es casi indispensable y aconsejable para quienes desean buscar nuevas opciones y posible expansión.

Deben seguirse reglas similares a las que dominan los comerciantes tradicionales para atraer compradores, que los guíen a comprar artículos específicos.

Esto equivale a decir que Internet es un gran centro comercial en el que las páginas Web son los almacenes y su contenido es el piso de ventas.

Actualmente la disponibilidad de conexión con celulares u otros dispositivos además de las computadoras, han modificado el panorama de consumo en línea y la publicidad en la Web ya ni siquiera se considera una opción, sino una necesidad.

De manera que llegó el momento de hacer negocios en Internet, de comprar o vender todo lo que quiera comprar o vender a cualquier hora del día, las 24 horas, en cualquiera de los 365 días del año y desde cualquier parte del mundo.