/ miércoles 3 de febrero de 2021

Eureka

La Niña y la Mujer en la Ciencia

Retomo una de las ideas abordadas la semana pasada: para quien sea el futuro gobernador o gobernadora, se debe considerar el impulso que necesitamos las mujeres para seguir avanzando en el contexto actual, por supuesto conservar lo realizado de manera pertinente, caminar con miras a otra realidad en el corto, mediano y largo plazo, para la mujer, para la joven y para la niña. Se acerca el 11 de febrero, el día de “La Niña y la Mujer en la Ciencia”, no es festejar un día, es dejar evidencia del reconocimiento, la preocupación y la ocupación en este tema.

Un día es mínimo para destacar lo realizado y los desafíos. Es necesario realizar programas permanentes para visibilizar las acciones de las mujeres en la ciencia, en la diversidad de instituciones, en la diversidad de áreas del conocimiento, en la diversidad de espacios geográficos, en la diversidad de condiciones; no es lo mismo la mujer que nació en la capital de un país desarrollado, a la mujer que nació en la capital de un país como México, en un estado, en un municipio o en una comunidad rural.

Tampoco es lo mismo la mujer en ciencias exactas, a la mujer en las ciencias sociales y en las humanidades. La complejidad del fenómeno de la perspectiva de género nos obliga a abrir nuestra mente, sobre todo de quienes están en espacios públicos. Afortunadamente, no es el momento de dar nombres, sí hemos encontrado a tomadoras y tomadores de decisiones quienes actúan con perspectiva de género.

La niña y el niño, aquí quiero englobarlos por una gran razón, en este país el grupo más violentado, lamentablemente, es el de la niñez; las niñas y los niños son los más vulnerables. Se deberán intensificar las acciones de divulgación científica, de apropiación social, mediadas por las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), en el hoy de la pandemia Covid-19, también gestionar los centros comunitarios de Internet.

Las acciones en la ciencia, con perspectiva de género, deben de ser apoyadas por las políticas públicas, además realizar vinculaciones con el sector institucional y productivo. En la actualidad, la pandemia Covid-19 ha afectado el desarrollo como investigadoras y la relación con el entorno personal.

Como lo dije en un comentario reciente en mis redes sociales, las acciones con perspectiva de género deben de venir de las propias mujeres, de los hombres y de los miembros de la comunidad LGBTI. Las mujeres no sólo tenemos el derecho a desarrollarnos al igual que los hombres, tenemos la capacidad, pero faltan mejores contextos y más apoyos. Ojalá se comunique con su servidora.

Correo: lizyuaslp@gmail.com

Instagram: @lizynavarrozamora.

La Niña y la Mujer en la Ciencia

Retomo una de las ideas abordadas la semana pasada: para quien sea el futuro gobernador o gobernadora, se debe considerar el impulso que necesitamos las mujeres para seguir avanzando en el contexto actual, por supuesto conservar lo realizado de manera pertinente, caminar con miras a otra realidad en el corto, mediano y largo plazo, para la mujer, para la joven y para la niña. Se acerca el 11 de febrero, el día de “La Niña y la Mujer en la Ciencia”, no es festejar un día, es dejar evidencia del reconocimiento, la preocupación y la ocupación en este tema.

Un día es mínimo para destacar lo realizado y los desafíos. Es necesario realizar programas permanentes para visibilizar las acciones de las mujeres en la ciencia, en la diversidad de instituciones, en la diversidad de áreas del conocimiento, en la diversidad de espacios geográficos, en la diversidad de condiciones; no es lo mismo la mujer que nació en la capital de un país desarrollado, a la mujer que nació en la capital de un país como México, en un estado, en un municipio o en una comunidad rural.

Tampoco es lo mismo la mujer en ciencias exactas, a la mujer en las ciencias sociales y en las humanidades. La complejidad del fenómeno de la perspectiva de género nos obliga a abrir nuestra mente, sobre todo de quienes están en espacios públicos. Afortunadamente, no es el momento de dar nombres, sí hemos encontrado a tomadoras y tomadores de decisiones quienes actúan con perspectiva de género.

La niña y el niño, aquí quiero englobarlos por una gran razón, en este país el grupo más violentado, lamentablemente, es el de la niñez; las niñas y los niños son los más vulnerables. Se deberán intensificar las acciones de divulgación científica, de apropiación social, mediadas por las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), en el hoy de la pandemia Covid-19, también gestionar los centros comunitarios de Internet.

Las acciones en la ciencia, con perspectiva de género, deben de ser apoyadas por las políticas públicas, además realizar vinculaciones con el sector institucional y productivo. En la actualidad, la pandemia Covid-19 ha afectado el desarrollo como investigadoras y la relación con el entorno personal.

Como lo dije en un comentario reciente en mis redes sociales, las acciones con perspectiva de género deben de venir de las propias mujeres, de los hombres y de los miembros de la comunidad LGBTI. Las mujeres no sólo tenemos el derecho a desarrollarnos al igual que los hombres, tenemos la capacidad, pero faltan mejores contextos y más apoyos. Ojalá se comunique con su servidora.

Correo: lizyuaslp@gmail.com

Instagram: @lizynavarrozamora.

ÚLTIMASCOLUMNAS
miércoles 31 de marzo de 2021

Eureka

Lizy Navarro

miércoles 24 de marzo de 2021

¡Eureka!

Lizy Navarro

miércoles 17 de marzo de 2021

Eureka

Lizy Navarro

miércoles 10 de marzo de 2021

Democracia: ¡sepa ganar!

Lizy Navarro

miércoles 03 de marzo de 2021

Eureka

Lizy Navarro

miércoles 24 de febrero de 2021

¡Eureka!

Lizy Navarro

miércoles 17 de febrero de 2021

Eureka

Lizy Navarro

miércoles 10 de febrero de 2021

¡Eureka!

Lizy Navarro

miércoles 03 de febrero de 2021

Eureka

Lizy Navarro

Cargar Más