/ lunes 24 de diciembre de 2018

Educación y Sindicalismo

Y MAÑANA NACE EL QUE PRONTO MUERE

Falso si tu pensamiento no cubre tu sentimiento.


NO HAY NUEVO bajo el sol en el inicio de un gobierno o de la representación patronal (SEP) cosa de probar al que llegó para ver como respinga, tratar de llevar agua a su molino gritando y vociferando que HAY QUE TUMBAR las reformas. Cosa curiosa, esas manifestaciones se dieron hace siglos, hace décadas, hace lustros, hace años, hace meses, semanas, horas y minutos. Así ha sido siempre y así será pese a lo que quiere hacer el que ya es, cuando se quiere sembrar el caos para justificar confundiendo las banderas sociales. Ojo porque “LOS ESTRAGOS SE NOTAN”.

PREGUNTA: ¿sabe usted sobre que es construida la Basílica de San Pedro?... ¿sabe usted porque es un día de los inocentes con los miles de niños degollados?

HA PERO MAÑANA ES NAVIDAD y…

EVOQUEMOS: 24 de diciembre, año 755 de Roma, son las siete de la noche, las profecías señalaron el camino: “le veré, mas no ahora; le miraré, mas no de cerca. De Jacob nacerá una estrella y de Israel se levantará una vara que herirá a los caudillos de Moab y destruirá a todos los hijos de Seth” (números XIV-17). Y entonces aquellos tres que no se conocían entre sí coincidieron en el sendero bajo la guía de una luz celestial emanada de la conjunción astral que al detenerse detuvo también la marcha de los ofertantes de oro, incienso y mirra.

MELCHOR, heredero de las viejas huellas mesopotámicas, el de las tierras de Ashurbanipal y Nabucodonosor, conocedor de los secretos de la construcción y del origen de los ríos, el de la tierra de la Media Luna lugar de los SIETE pueblos civilizadores. GASPAR “el gran sabedor del movimiento de las estrellas”, el más viejo de la triada de soberanos llevando el mensaje de las tierras concluyentes de Arabia, ahí, donde las leyendas se cruzaron con el unideísmo y la fantasía antigua. BALTAZAR, corazón de fuego del desierto, hacedor de la bondad y la caridad, el más joven e intrépido de los emisarios de la parte al sur del otro día llamado MareNostrum. Un caballo, un dromedario (¿camello?) y un elefante cabalgando día y noche llevando a tres soberanos en la grupa.

NO, NO FUE UN DIOS el que nació en la noche de aquella Navidad, no, no se convirtió en tal ni antes ni después de su muerte: él nunca dijo que lo había sido no que lo era, no, no bajo ningún dios antiguo para procrearlo como las historias antiguas de la India, de la China, de la Grecia o de la Roma; solo fue el origen de una creencia en la que la bondad, el cariño, el perdón y el amor fraterno; la libertad y la justicia se pusieron como contrapunto a los designios de aquellos que escribieron el sangriento ANTIGUO TESTAMENTO.

HOY, EL CAMINO se repite y entre un nacer de un niño y un morir del hombre-salvador solo median cuatro meses; esta noche, la del 24, se cantaran alabanzas y honores al niño que nace en un pesebre rodeado de animales, pastores y otros seres imaginarios a los que la tradición histórica ha enlazado con el HIJO DE LA LUZ DEL UNIVERSO. Con este NACIMIENTO comienza el CAMINO HACIA EL Golgota; todo por la lucha contra la oscuridad del hombre.(¿Lo ayudamos de nuevo?)

(En memoria de Ma. Luisa Leos Sorais de Alcocer)

Y MAÑANA NACE EL QUE PRONTO MUERE

Falso si tu pensamiento no cubre tu sentimiento.


NO HAY NUEVO bajo el sol en el inicio de un gobierno o de la representación patronal (SEP) cosa de probar al que llegó para ver como respinga, tratar de llevar agua a su molino gritando y vociferando que HAY QUE TUMBAR las reformas. Cosa curiosa, esas manifestaciones se dieron hace siglos, hace décadas, hace lustros, hace años, hace meses, semanas, horas y minutos. Así ha sido siempre y así será pese a lo que quiere hacer el que ya es, cuando se quiere sembrar el caos para justificar confundiendo las banderas sociales. Ojo porque “LOS ESTRAGOS SE NOTAN”.

PREGUNTA: ¿sabe usted sobre que es construida la Basílica de San Pedro?... ¿sabe usted porque es un día de los inocentes con los miles de niños degollados?

HA PERO MAÑANA ES NAVIDAD y…

EVOQUEMOS: 24 de diciembre, año 755 de Roma, son las siete de la noche, las profecías señalaron el camino: “le veré, mas no ahora; le miraré, mas no de cerca. De Jacob nacerá una estrella y de Israel se levantará una vara que herirá a los caudillos de Moab y destruirá a todos los hijos de Seth” (números XIV-17). Y entonces aquellos tres que no se conocían entre sí coincidieron en el sendero bajo la guía de una luz celestial emanada de la conjunción astral que al detenerse detuvo también la marcha de los ofertantes de oro, incienso y mirra.

MELCHOR, heredero de las viejas huellas mesopotámicas, el de las tierras de Ashurbanipal y Nabucodonosor, conocedor de los secretos de la construcción y del origen de los ríos, el de la tierra de la Media Luna lugar de los SIETE pueblos civilizadores. GASPAR “el gran sabedor del movimiento de las estrellas”, el más viejo de la triada de soberanos llevando el mensaje de las tierras concluyentes de Arabia, ahí, donde las leyendas se cruzaron con el unideísmo y la fantasía antigua. BALTAZAR, corazón de fuego del desierto, hacedor de la bondad y la caridad, el más joven e intrépido de los emisarios de la parte al sur del otro día llamado MareNostrum. Un caballo, un dromedario (¿camello?) y un elefante cabalgando día y noche llevando a tres soberanos en la grupa.

NO, NO FUE UN DIOS el que nació en la noche de aquella Navidad, no, no se convirtió en tal ni antes ni después de su muerte: él nunca dijo que lo había sido no que lo era, no, no bajo ningún dios antiguo para procrearlo como las historias antiguas de la India, de la China, de la Grecia o de la Roma; solo fue el origen de una creencia en la que la bondad, el cariño, el perdón y el amor fraterno; la libertad y la justicia se pusieron como contrapunto a los designios de aquellos que escribieron el sangriento ANTIGUO TESTAMENTO.

HOY, EL CAMINO se repite y entre un nacer de un niño y un morir del hombre-salvador solo median cuatro meses; esta noche, la del 24, se cantaran alabanzas y honores al niño que nace en un pesebre rodeado de animales, pastores y otros seres imaginarios a los que la tradición histórica ha enlazado con el HIJO DE LA LUZ DEL UNIVERSO. Con este NACIMIENTO comienza el CAMINO HACIA EL Golgota; todo por la lucha contra la oscuridad del hombre.(¿Lo ayudamos de nuevo?)

(En memoria de Ma. Luisa Leos Sorais de Alcocer)

lunes 10 de junio de 2019

Educación y Sindicalismo

miércoles 05 de junio de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 27 de mayo de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 20 de mayo de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 13 de mayo de 2019

Educación y Sindicalismo

domingo 12 de mayo de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 06 de mayo de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 29 de abril de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 22 de abril de 2019

Educación y Sindicalismo

lunes 15 de abril de 2019

Educación y Sindicalismo

Cargar Más