Agustín Corpus Hernández

  / viernes 22 de febrero de 2019

¡Con Cristo!

DIOS PADRE INFINITO Y ETERNO, en 2 Crónicas 19:3 de la Biblia, nos llama a buscarlo para entregarle nuestro corazón, y de esta manera dejar atrás el pecado y hacer nuestro el regalo de su salvación y vida eterna a su lado.

¿Estamos dispuestos a encontrar a Dios, quien está muy cerca de nosotros, aquí ahora, en el tiempo aceptable, en el Día de Salvación, en este mes del Amor y Amistad?

Entonces, nada ni nadie puede impedirnos entregarnos a El,

arrepentidos de nuestros pecados, para que nos limpie de toda maldad y purifique nuestros corazones, para recibir su bendición de salvación por medio de Cristo, porque este es el premio que sólo El proporciona a quienes buscan sus santas cosas espirituales que se encuentran en Cristo, para ser salvos eternamente.

En efecto, el momento más importante está ahora a nuestro alcance para hacer nuestro el rostro y corazón de Dios, para que El abra sus puertas divinas y nos introduzca en su gloria eterna, donde gobierna como Rey Fuerte, Valiente y Poderoso, y libra la suprema batalla a favor nuestro para separarnos del pecado y del maligno, porque sólo El es Dios de los Ejércitos y Rey de Gloria para todos sus seguidores.

No olvidemos que este Dios es dueño del universo del cual forma parte este planeta o mundo, y conforme a Salmos 112:1-10, quiere regalarnos todo lo que posee, porque nos ama por sobre todo lo creado, y nos da su corazón divino para que lo hagamos nuestro y sea nuestro corazón limpio, sano y salvo en Cristo, y podamos ser sus obedientes bienaventurados, rectos y benditos, teniendo un corazón seguro, firme y pleno de confianza, porque El reparte a los suyos su justicia que permanece para siempre por medio de Cristo, cuyo poder se exalta en gloria a favor de sus seguidores

Estimado Lector: eres muy distinguido y apreciado por Cristo quien llama a tu corazón para que seas salvo eternamente, si sólo le dices: “Mi Señor Dios Cristo, ¡SALVAME!, me arrepiento ante Ti de mis pecados, perdóname y límpiame con tu sangre divina derramada en la cruz del Calvario, creo en Ti y te recibo como Unico, Suficiente y Perfecto Salvador Personal”.

Muchas gracias, que Dios los bendiga ricamente y si El permite continuaremos el viernes siguiente. A sus órdenes mI teléfono el 815-39-73.

DIOS PADRE INFINITO Y ETERNO, en 2 Crónicas 19:3 de la Biblia, nos llama a buscarlo para entregarle nuestro corazón, y de esta manera dejar atrás el pecado y hacer nuestro el regalo de su salvación y vida eterna a su lado.

¿Estamos dispuestos a encontrar a Dios, quien está muy cerca de nosotros, aquí ahora, en el tiempo aceptable, en el Día de Salvación, en este mes del Amor y Amistad?

Entonces, nada ni nadie puede impedirnos entregarnos a El,

arrepentidos de nuestros pecados, para que nos limpie de toda maldad y purifique nuestros corazones, para recibir su bendición de salvación por medio de Cristo, porque este es el premio que sólo El proporciona a quienes buscan sus santas cosas espirituales que se encuentran en Cristo, para ser salvos eternamente.

En efecto, el momento más importante está ahora a nuestro alcance para hacer nuestro el rostro y corazón de Dios, para que El abra sus puertas divinas y nos introduzca en su gloria eterna, donde gobierna como Rey Fuerte, Valiente y Poderoso, y libra la suprema batalla a favor nuestro para separarnos del pecado y del maligno, porque sólo El es Dios de los Ejércitos y Rey de Gloria para todos sus seguidores.

No olvidemos que este Dios es dueño del universo del cual forma parte este planeta o mundo, y conforme a Salmos 112:1-10, quiere regalarnos todo lo que posee, porque nos ama por sobre todo lo creado, y nos da su corazón divino para que lo hagamos nuestro y sea nuestro corazón limpio, sano y salvo en Cristo, y podamos ser sus obedientes bienaventurados, rectos y benditos, teniendo un corazón seguro, firme y pleno de confianza, porque El reparte a los suyos su justicia que permanece para siempre por medio de Cristo, cuyo poder se exalta en gloria a favor de sus seguidores

Estimado Lector: eres muy distinguido y apreciado por Cristo quien llama a tu corazón para que seas salvo eternamente, si sólo le dices: “Mi Señor Dios Cristo, ¡SALVAME!, me arrepiento ante Ti de mis pecados, perdóname y límpiame con tu sangre divina derramada en la cruz del Calvario, creo en Ti y te recibo como Unico, Suficiente y Perfecto Salvador Personal”.

Muchas gracias, que Dios los bendiga ricamente y si El permite continuaremos el viernes siguiente. A sus órdenes mI teléfono el 815-39-73.

viernes 22 de marzo de 2019

¡Con Cristo!

viernes 15 de marzo de 2019

¡Con Cristo!

viernes 08 de marzo de 2019

¡Directo al Calvario!

viernes 01 de marzo de 2019

¡Con Cristo!

viernes 22 de febrero de 2019

¡Con Cristo!

viernes 15 de febrero de 2019

¡Con Cristo!

viernes 08 de febrero de 2019

¡Con Cristo!

viernes 01 de febrero de 2019

¡Con Cristo!

viernes 25 de enero de 2019

¡Con Cristo!

viernes 18 de enero de 2019

¡Con Cristo!

Cargar Más